Herramientas para el despertar: 1 – Caminar conscientemente

En esta entrada voy a compartir contigo una herramienta para que veas las cosas desde otra perspectiva, desde el instante presente y no desde el estrés y el ritmo caótico del día a día proyectado desde el pasado o la expectativa del futuro.

Además está documentado que un porcentaje muy alto de las enfermedades actuales, malestar, etc., tienen relación con el estilo de vida estresante que llevan la mayoría de personas y de ser la causa de accidentes, ya sean domésticos, tráfico, etc. En definitiva, lo que quiero transmitir es que estamos dormidos y vamos como pollos sin cabeza de aquí para allá sin prestar atención al presente. O también podríamos decir que estamos en la luna como expresa muy bien Shiva Shambho.

150313-urgente

Lo que quiero compartir contigo es un espacio de reflexión e inspiración para que despiertes y puedas vivir desde lo que realmente eres. Se trata de entregarte a la vida sin condición ni aspiración, desde el presente. No se trata de cambiar nada, sino permitir que sea como es. Esta primera herramienta que quiero compartir es el caminar de forma consciente.

Normalmente cuando caminamos ponemos la atención a nuestros pensamientos, al móvil o la persona que nos acompaña, por ejemplo.

La actividad que te propongo es pasear en silencio y poner atención al presente, a tu caminar y las sensaciones que experimentas sin apegarte y dejar que todo lo que ocurra sea como es sin ninguna expectativa. Es otra forma de meditar y conectarte con lo que realmente ERES.

Caminar conscientemente es un ejercicio de autoconocimiento, de llenarte de vida, silencio y poner atención en el instante presente. Es poner atención a lo que estamos haciendo, aquí ahora. En este caso, caminar. Se trata de poner la atención en el caminar desde 3 pasos:

1 Paso – Poner la atención a lo que ocurre fuera de mí mientras camino.

Este primer paso trata de poner atención en lo que ocurre en el exterior, en aquello en lo que no tengo ningún tipo de actuación. Por ejemplo: los pájaros como cantan, el ruido de los coches, el sonido de la lluvia, etc.

2 Paso – Poner la atención al exterior en contacto conmigo mientras camino.

En el segundo paso trata de lo que siento o percibo yo en el contacto con el exterior. Por ejemplo: el contacto de mis pies en el camino, el contacto de mi cuerpo con la lluvia, como me siento con el sonido de los pájaros, etc.

3 Paso – Poner la atención a uno mismo caminando.

En este último paso, es poner atención a uno mismo. Poner atención a lo que ocurre en mi mente sin apegarme ni reaccionar, simplemente observando. Es poner atención a lo que sucede este instante a través de mi con la ayuda de la respiración.

“Despertar implica la plena toma de consciencia de nuestro propio e íntimo ser. Se trata de dirigir nuestra atención hacia nosotros mismos, hacia nuestro interior y ver con claridad el ser que somos, en contraste con el que creíamos ser.” Shiva Shambho

Estos tres pasos tienen como objetivo mantener una actitud de observación y plena consciencia a lo largo de la actividad. Además de estar en silencio, enfocar la atención, sentir la naturaleza, sentir el cuerpo, escuchar como funciona tu mente y sobre todo disfrutar de esta actividad viviendo el aquí y ahora.

Estos pasos los podríamos resumir a groso modo en este proceso:

OBSERVAR -> PERCIBIR -> SENTIR -> CAPTAR -> CONTEMPLAR

“Cuando camines o descanses en la naturaleza, honra ese reino permaneciendo allí plenamente. Serénate. Mira. Escucha. Observa como cada planta y animal son completamente ellos mismos.
Percibe los múltiples sonidos de la naturaleza: el susurro de las hojas al viento, el zumbido de un insecto, la primera canción del pájaro al amanecer. Entrégate completamente al acto de escuchar. Más allá de los sonidos, hay algo mayor: una sacralidad que no puede ser comprendida a través del pensamiento.” Eckhart Tolle

Entonces, caminar conscientemente, es mantener una actitud de observación y plena consciencia a lo largo del recorrido. Y no dejarnos llevar por los sentidos ni la mente reaccionando sino observando y contemplando lo que sucede mientras estamos en este instante presente, viviendo el aquí y el ahora.

Y acabando, ¿Qué beneficios obtengo en mi día a día con este tipo de práctica? Nada más y nada menos que:

  • Mejor estado de ánimo
  • Coherencia con tu ser interior
  • No reaccionas ante un pensamiento o sentimiento
  • Relaciones más sanas contigo mismo y con los demás
  • Capacidad de escuchar y mantener una conversación
  • Disfrutar de estar en silencio y con uno mismo
  • Estar más atent@ al instante presente
  • etc. (Podría seguir ….)

¿Qué te parece?

Y no se trata de la práctica en si, sino la esencia de la práctica: Poner atención al único instante que existe, el AHORA!

En la próxima entrada te brindaré otra herramienta relacionada con el despertar, la atención y la sintonización con la armonía interior.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s