Autoconocimiento, movimiento y pensamiento crítico

El camino de vuelta a tu verdadera naturaleza

En un camino de vuelta a tu verdadera naturaleza no implica estancamiento. Como humanos, debemos ser consciente primero donde estamos. Qué nos ha llevado a este instante y sobretodo, cómo estamos reaccionando ante ello. Si con aceptación y comprensión o rechazo y sufrimiento.

Estancarse es una opción, pero como un árbol sale de una pequeña semilla y nos muestra todo el potencial desde la quietud, el humano tiene el deber de ser coherente su naturaleza. Ya no sólo desde la quietud, donde reconstruirá su puzzle interior sino desde el movimiento de estas piezas en un solo cuerpo.

El movimiento de nuestra verdadera naturaleza implica desde la apertura del corazón para una sanación integral de la mente y a la vez el movimiento del cuerpo hacia la dirección que estime el corazón.

Además cuando te estancas, cuando te quedas en la frase bonita que alienta a que no te muevas sino más bien a contemplarla una y otra vez con el corazón en marcha y la mente en el bucle, el cuerpo y sobre todo el alma se va mermando.

Hagas lo que hagas estará bien, solo importa lo que tú hagas y como lo hagas. Si desde una mente condicionada o un corazón abierto de par en par.

Tú eliges 😊

¡Únete a la newsletter y recibe un Ebook Gratuito como regalo de bienvenida!

Procesando…
¡Lo lograste! Ya estás en la lista.

Puede que también te guste

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *